EUSKADI

Aparecen más toallas de Osakidetza fuera de centros de salud

Después de que hace unos días se hiciese viral una foto en la que se podía apreciar como se vendían toallas y sábanas de Osakidetza en un mercadillo valenciano, hoy nuevamente ha salido a la luz una foto que ha generado polémica.

Imágen obtenida a través de Facebook.

A través de grupos de Whatsapp y de Facebook, la anterior imagen se ha hecho viral. En ella se puede apreciar como un joven, cubierto con una toalla del Servicio Vasco de Salud, disfruta de un día de piscina junto con el resto de usuarios.

La redacción de euskalnews.com no ha podido confirmar, por ahora, de qué lugar se trata ni cómo ha llegado a las manos del joven. Según lo sepamos, ampliaremos la noticia.

Al hacerse viral la imagen, la polémica ha generado numerosas opiniones de todo tipo. Varios usuarios de Facebook han comentado que no es la primera vez que ven material pagado con el dinero público en sitios de lo más inesperados.

1 COMENTARIO

  1. A ver cómo me explico, cuando a una persona se le ingresa se generan diversos pagos diarios, como por ejemplo la cama que se paga una plaza diaria, los medicamentos, servicios sanitarios, especialistas,sábanas, material de aseo incluidas las toallas, peines jabones zapatillas.

    Bien como he dicho esto se paga a diario y gran parte de esos materiales se pagan como si fueran nuevos. Incluidas las toallas.
    Esto quiere decir que el paciente puede quedarse con esos materiales diariamente. Pero no se hace, por el contrario se llevan al servicio de lavandería y en cuánto está listo se vuelve a «vender» como si fuera nuevo sin serlo.

    La gente por norma no sabe esto y por eso se permite.

    Estando trabajando en la ambulancia azul en Zaragoza la SS empezó una campaña de concienciación sobre los gastos. Nos hacían entregar la factura a cada «cliente» donde se podía observar los costes de cada uno de los servicios realizados.
    Si dábamos un alta en ella aparecía la relación de servicios y materiales usados por el paciente por tantos días de ingreso.
    Obviamente todo ello iba subvencionado a gasto 0. Pero la sorpresa era esa, ver cómo «revendian» materiales usados como si fueran nuevos. Con lo cual alentabamos a los «clientes» a llevarse al menos el último juego de toallas a su casa, demostrandole que ya estaba pagado a su nombre mediante una factura.

    Respecto a esto no lo veo normal, pero lo que no va a ver normal media España es que si pillan de dónde están saliendo probablemente no les puedan meter mano ya que, esos materiales han sido pagados.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!