OPINIÓN

«El Papa no quiere a su Iglesia» – La opinión de David Pasarin, Presidente de Liga Foralista

EL PAPA NO QUIERE A SU IGLESIA

Es evidente por algunas de las declaraciones del Santo Padre que no ama a los más de doscientos millones de creyentes que profesan la Fe Católica en Europa. No es de extrañar, desde el año 380 en que se hizo la religión oficial del Impero Romano la Iglesia siempre ha estado alineada con el poder como instrumento de control social y represión de las masas. El Papado es, hoy en día, uno de los brazos ejecutores de las políticas globalistas que quieren cargarse a la clase media en nuestro continente. Esa clase media que, gracias a la formación y el avance del pensamiento, hace años que ha dado la espalda a una institución arcaica y opresora que se mantiene en pie gracias a la riqueza que ha acumulado durante siglos.

¿Qué más le da a la curia vaticana que la fe islámica se extienda como la pólvora por nuestro continente si ya nadie cree en el Dios cristiano? De otra manera no se entienden las declaraciones de Francisco Bergoglio exhortando a las naciones europeas a que derriben sus muros y dejen entrar a las oleadas de inmigración musulmana proveniente del norte de África. Cualquiera que haya estado en el Vaticano conoce los infranqueables muros que lo rodean y las dificultades para entrar en este minúsculo país. Mejor sería que el Pontífice predicara con el ejemplo y ayudase más a quienes más lo necesitan, especialmente a los católicos, acogiéndolos él en su propio Estado.

Con un Papa globalista proislámico no es de extrañar que los protestantes evangélicos estén ganando terreno en Latinoamérica y que las iglesias europeas sean museos decorativos sin fieles que las visiten. Cuando el director de una empresa no hace por defender su negocio todo el tinglado, dos mil años de tinglado, está abocado a morir por inanición. Además los regímenes totalitarios como Arabia Saudita financia la construcción de mezquitas por medio mundo mientras el Papa calla en referencia a la persecución generalizada de los cristianos en las tierras del Islam.

Si el Vaticano va a apoyar la entrada masiva de musulmanes en nuestro continente solo queda que la Iglesia devuelva a los estados europeos toda la riqueza que nos ha robado en impuestos y otras prebendas durante todos estos siglos. Si el Papado quiere servir a los globalistas y a quienes quieren destruir Europa al menos que no lo haga con nuestro dinero.

David Pasarin-Gegunde
Presidente de LIGA FORALISTA FORUZALEAK.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!