MUNDO

Esto se nos va de las manos: Un marroquí dispara con una pistola de fogueo a la cabeza de un cabo de los Mossos

Grave incidente e importante susto este martes por la noche en el centro de Tarragona, junto al Hospital Joan XXIII de la capital. Un joven marroquí ha disparado con una pistola de fogueo a la cabeza de un cabo de unos 50 años de los Mossos d’Esquadra, que iba de paisano, en un enfrentamiento en el exterior de un bar en la calle de Joan Miró. Los hechos pasaron alrededor de las ocho y media de la tarde, según ha podido saber ElCaso.com, que ha tenido acceso al incidente policial.

Una pareja de agentes de los Mossos d’Esquadra, de servicio pero sin uniformar, estaban en el interior de un bar haciendo el descanso con un agente de la Policía Nacional. Según consta en el parte del incidente, que todavía se está investigando, tres jóvenes marroquíes entraron en el bar, reconocieron a los agentes y los invitaron a salir al exterior para pelearse.

El joven disparó a la cabeza al cabo de los Mossos

Aunque en un primer momento los policías no lo hicieron, finalmente, después de la aparición de más amigos de los tres jóvenes marroquíes, salieron a la calle, donde se desencadenó una pelea. Durante el enfrentamiento, y según ha explicado el cabo, uno de los jóvenes sacó una pistola y le apuntó a la cabeza, llegando a disparar. Los dos, policía y agresor, se encañonaron y fue el joven marroquí quien disparó.

Por suerte, el arma era una pistola detonadora tipo ASTRA de 9 mm y el policía no resultó herido. El caporal de paisano de los Mossos también puedo sacar su arma reglamentaria y su placa de agente policial, sin embargo, y según su versión, no hizo uso de ella para evitar herir a terceras personas, ya que había mucha gente en la zona.

Se escaparon en un Seat Arosa blanco

Los jóvenes marroquíes se pudieron marchar del lugar de los hechos, y aunque el agente de la Policía Nacional los siguió, finalmente subieron a un coche blanco, un Seat Arosa con matrícula 1898 KKS y se pudieron marchar del lugar de los hechos. Según han explicado los Mossos d’Esquadra a ElCaso.com, aunque se hizo búsqueda del vehículo, todavía no se ha podido identificar ni detener a los asaltantes. Lo que sí que han explicado fuentes de la policía es que el pistolero y su cómplice son conocidos de la policía catalana en Tarragona y que su detención no tardará. Los jóvenes iban con pantalones cortos y riñoneras, según los testigos.

Investigación abierta: conocidos de la policía

Los Mossos d’Esquadra han abierto una investigación para aclarar los hechos. Según ha podido saber este medio, los agentes de paisano de los Mossos intercedieron en la calle cuando el grupo de jóvenes marroquíes intentaron agredir a una tercera persona.

A pesar del susto de ser apuntado con un arma que podía ser real y haber recibido un tiro, el cabo de paisano de los Mossos, con años de experiencia en el cuerpo, que forma parte de una unidad de investigación regional, no resultó herido. La policía relaciona a los asaltantes de los policías con detenciones hechas los últimos días en la ciudad de Tarragona.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!