EuskalNews – La actualidad sin censura

La actualidad sin censura

MUNDO

Un padre, a un periódico local de la India: «Me culpo a mí mismo por vacunar a mi esposa»

Un padre de cinco hijas en la India dice: “Todavía me maldigo por persuadir a mi esposa de que se vacunase. Pensé que nos salvaría del virus, pero la mató». Dice que después de la muerte de su esposa nadie en la familia e incluso los vecinos están dispuestos a recibir la vacuna COVID. Se trata del dueño de la tienda de bocadillos Ganga Prasad Gupta (48) y su esposa Savita (45). La pareja tenía una tienda de bocadillos en Ganesh Nagar (al este de Delhi).

Después de la primera ola de COVID, estaban preocupados por su exposición al virus y, por lo tanto, planearon vacunarse. Entonces, se vacunaron con la primera dosis el 14 de abril de 2021 tan pronto como se permitió la vacuna para el grupo de 45 años o más, informó The Hindu. La pareja tiene cinco hijas y pensaron que su vacunación garantizaría la seguridad de toda la familia. Sin embargo, las cosas no salieron como pensaban.

La Sra. Savita (la esposa de Ganga Prasad) comenzó a mostrar síntomas como fiebre y tos después de recibir la primera dosis. Prasad no tuvo ninguno de esos síntomas, pero los síntomas de Savita se volvieron severos a medida que pasaba el tiempo. Savita tomó paracetamol como se sugirió durante la vacunación. Y, cuando no hubo mejoría en su condición, Ganga Prasad la llevó a la clínica donde el médico dijo que estos son síntomas posteriores a la vacunación y que desaparecerán gradualmente. Esperaron hasta el 25 de abril, cuando Savita comenzó a sentir problemas respiratorios.

“La llevé de urgencia al hospital LBS a las 5:30 pm ya que su condición se estaba deteriorando. Inicialmente, evitamos ir al hospital porque había un alboroto por oxígeno y una cama de hospital, pero al ver su condición no me quedó otra opción. Conseguí que la admitieran, pero falleció media hora después de la admisión , dijo Ganga Prasad.

SmartSelect 20211019 121234 Chro

El Sr. Gupta solía administrar la tienda de bocadillos junto con su esposa. También suministraba ​​material a otras tiendas cercanas mientras su esposa administraba la tienda y la familia. 

“Me mudé a Delhi desde Bareilly en 1985 y me casé con Savita en Delhi. Tenemos cinco hijas y el año pasado en noviembre casamos a nuestra hija mayor. Y estábamos planeando el matrimonio de nuestra segunda hija, que tiene 23 años”, dijo.

“Después de la muerte de mi esposa, nadie en mi familia está dispuesto a recibir la vacuna COVID. Incluso mis vecinos se han negado a vacunarse. Nadie del gobierno ha venido a visitarnos ni a ordenar una investigación sobre la muerte de mi esposa.

Todavía me maldigo por persuadir a mi esposa de que se vacunase. Pensé que nos salvaría del virus, pero la mató«

Fuentes: TheHindu, GreatGameIndia y Trikooba

Suscríbete
Notificar sobre
guest
0 Comentarios
Comentarios embebidos
Ver todos los comentarios
error: Content is protected !!
1
0
¿Qué opináis? ¡La sección de comentarios está para algo!x
()
x