EuskalNews – La actualidad sin censura

La actualidad sin censura

OPINION

MORDER LA MANZANA – Fernando López-Mirones

  • Escrito por Fernando López-Mirones, biólogo y divulgador científico
  • Enlace a su canal de Telegram

MORDER LA MANZANA

Para entender el rechazo psicológico de un médico a asumir que lleva toda su vida inmerso en un sistema corrupto, hay que retroceder a su época de estudiante, a su graduación, a sus primeros años de residente, a ser el orgullo de sus padres, a cuando creyó que estaba allí para salvar vidas, que toda la sociedad lo trataba como alguien muy inteligente, bueno y admirable. A cuando los pacientes de cualquier edad y condición se desnudan ante él y le obedecen, al inmenso poder de asustar si lo desea o de consolar si tiene un buen día. A acostumbrarse a que con la bata blanca puesta es un semidiós capaz de moverse entre la vida y la muerte sin inmutarse.

Algo así no es sano para ningún humano. Años, decenios en estas condiciones, añadiendo la permanente sensación de estar mal pagado, de no estar siendo valorado, de hacer demasiado esfuerzo, crean el caldo de cultivo perfecto para la aparición de un visitador médico sonriente que acabe con todos sus males.

Entonces aparece el bendito laboratorio farmacéutico que lo invita a un congreso en Hawaii a gastos pagados con su familia. Si cae en la tentación ya está dentro, sin apenas darse cuenta, de un sistema global corruptor del que ya no podrá salir jamás. Cuando se acepta el pacto con el diablo o con la mafia, nadie puede volver atrás. Los consuelos son que “todos lo hacen”, “si no fuera yo sería otro”, que “yo lo valgo”, “me lo merezco”, lo hago “por mis hijos”…

A todos nos gusta vernos como buenas personas incluso cuando ya no lo somos. En el oscuro camino de la Big pharma se entra sin querer, suavemente, se van aceptando favores que uno cree merecer ¡he estudiado tanto, no pasa nada porque ahora disfrute un poco! Esa es la trampa.

A los 40-50 años hay que tenerlos cuadrados para enfrentarse a uno mismo con el valor suficiente para admitirlo. Es entonces cuando el remordimiento hace estragos en los honrados, y se dice de ellos que están quemados. Da igual, entran nuevos residentes que recorrerán el mismo camino que lleva desde la ilusión hipocrática al abrazo de Pfizer. Los tímidos aprendices pronto aprenden el poder de la bata mágica ¡me obedecen! y vuelven a cometer los mismos errores.

El truco del sistema es sencillo, crear una carrera universitaria difícil con una profesión esforzada, vocacional y mal pagada; la sensación de injusticia crece en el interior de los médicos jóvenes hasta que la serpiente de su escudo profesional les pone delante la manzana. La manzana mordida que es el símbolo del mayor accionista de la OMS.

Todo está bien pensado para llevar a los mejores hacia el lado oscuro de la fuerza. Los vocacionales somos carne de cañón, fáciles de engañar.

Un aullido (Fernando Lopez-Mirones, canal EL AULLIDO, Telegram)

Suscríbete
Notificar sobre
guest
1 Comentario
Más antiguos
Más recientes Más votados
Comentarios embebidos
Ver todos los comentarios
Josu
Josu
8 días

Buenas reflexiones de èste biólogo…Añadir, para los que no lo saben, que los Profesionales que Más se Suicidan son los Mèdicos (de 25 a 45 años, USA.) y que la 1@ causa de Muerte ya no es el Càncer ni las Cardiovasculares, sino los Medicamentos…

error: Content is protected !!
5
0
¿Qué opináis? ¡La sección de comentarios está para algo!x
()
x